La falta de sueño en verano

La subida de temperaturas en verano dificulta conciliar el sueño por las noches, lo que provoca ansiedad y trastornos como el insomnio

- Escrito el 08 agosto, 2017, 6:15 pm
2 mins

¿Notas que te cuesta conciliar el sueño en las noches de verano? Cuando por fin lo consigues, ¿sientes que el sueño no ha sido reparador y a la mañana siguiente te notas más cansado? No es de extrañar. La temperatura externa ideal que el cuerpo pide para dormir es de unos 21°. En las noches de verano, sin embargo, los termómetros apenas bajan de los 30° y, debido al calor, se produce una hiperactivación del metabolismo, lo que provoca que la actividad cerebral se dispare y da lugar a los conocidos y problemáticos trastornos del sueño.

Debido al calor, se produce una hiperactivación del metabolismo, lo que lugar a los conocidos y problemáticos trastornos del sueño

El aumento de las temperaturas produce en todo individuo un esfuerzo corporal para mantener una temperatura interior correcta. En ese momento, es cuando comenzamos a sudar y a dar vueltas en la cama mientras pensamos en que no podemos dormir y que a la mañana siguiente, estaremos demasiado cansados para afrontar el trabajo que nos espera. Esto no hace más que empeorar la situación, ya que el sistema de alerta de nuestro cerebro se activa y se dificulta aún más la tarea de conciliar el sueño. El insomnio va aparejado de la ansiedad, ambos trastornos se complementan  y se potencian el uno al otro. Su peligrosa combinación puede desembocar en un problema grave si no se pone remedio.

Sin embargo, mantener el aire acondicionado encendido es un lujo que no todos pueden permitirse, ya que según el INE, tan solo el  35,5%de los hogares españoles dispone de sistema de refrigeración en sus casas, por lo que deberán acudir a los remedios caseros para combatir las tórridas temperaturas por las noches. Una ducha de agua templada justo antes de ir a dormir, cenar comidas ligeras y frías, como ensaladas o gazpachos o utilizar sábanas de algodón o de lino son remedios asequibles que nos librarán de las interminables noches en vela en verano.