Santa Pola consolida el servicio de atención a personas migrantes

La Concejalía de Igualdad ha presentado la consolidación de un servicio de atención a las personas migrantes en Santa Pola El concejal del área, Samuel Ortiz, ha explicado que se ofrecerá a este colectivo diferentes tipos de asesoramiento: social, jurídico, administrativo, de atención ciudadana, etc. Según el edil, ha sido posible gracias a una colaboración con la Fundación Elche Acoge que trabaja con inmigrantes. Ortiz ha matizado que se completa el servicio que ofrecía el ayuntamiento de Santa Pola y que, desde su punto de vista, presentaba carencias. “Me enorgullezco de las gestiones que hemos realizado desde la concejalía y desde el consistorio para llegar a esta fase en la que todo ha culminado de manera muy satisfactoria”, ha dicho el concejal. La idea es ofrecer una atención integral, diversa y completa en el Centre Social Comunitari (C/ Espoz y Mina, 55) y en las dependencias municipales de Gran Alacant. El trabajador social de Elche Acoge, Dimas Vega, ha comentado que hay dos bloques en ese convenio. Por un lado, la atención social, que es un servicio de citas personalizadas, y ha aclarado: “Cualquier problema surgido por ser una persona migrante: que no pueda acceder a la tarjeta sanitaria, hacer un informe de arraigo o preguntar por el programa de retorno voluntario”. Por otro, la dinamización comunitaria que pasa por la creación de un mapa de la diversidad con el que poder saber cómo es la población en Santa Pola, cuáles son sus necesidades o en qué zonas se concentran las diferentes nacionalidades. De esto ha dicho Vega: “Tenemos ya la parte cuantitativa pero la cualitativa nos lleva un poco más de trabajo porque tenemos que entrevistar a la gente, etc.” Samuel Ortiz apuntaba que será a lo largo del año cuando se vaya completando ese diagnóstico. Población migrante Según el último informe, realizado por el Negociado de Estadística del Ayuntamiento, actualmente viven en Santa Pola unos 26776 españoles de un total de 33988 habitantes censados en el municipio. La diferencia la comprenden personas de unas 90 nacionalidades. En los primeros lugares se encuentran personas del Reino Unido, Noruega, Colombia y China. El concejal y el trabajador social han querido remarcar que son datos no oficiales que aún tienen que ser corroborados por el Instituto Nacional de Estadística (INE). 90 nacionalidades distintas de la española corresponden a más del 20% de la población de Santa Pola La población inmigrante supone más del 20% del total de los individuos que viven en el municipio. Por ello se están preparando diversos actos y eventos destinados ayudar en la integración del colectivo. Dimas Vega ha adelantado que en mayo se quiere hacer una exposición fotográfica y en julio la feria de la igualdad, con la idea de transmitir las diferentes nacionalidades de Santa Pola. También, el 18 de diciembre, se celebrará la feria del inmigrante coincidiendo con el Día Internacional del Migrante, donde se harán varias actividades. Dificultades en la adaptación y estereotipos El principal problema al que se enfrenta una persona migrante es la barrera idiomática. Cuenta Dimas Vega que ello complica labores cotidianas como acceder a un puesto de trabajo o hablar con un médico. Además, otro aspecto que marca diferencias es el nivel y los recursos económicos: “No es lo mismo una persona que vive en Gran Alacant, con mucho dinero, con trabajo, que alguien que tiene trabajos precarios”, ha dicho Vega. Ha añadido otro factor importante en la adaptación, la proveniencia del migrante, de la que ha puesto el caso de una persona que proviene de un lugar en el que no ha tenido acceso a la educación y de otra que viene una capital. El idioma y las capacidades económicas, sumado a los estereotipos, son los principales problemas de adaptación Tampoco se pueden obviar los estereotipos. Dimas Vega ha hablado de un migrante rumano, que puede tener un estereotipo predeterminado por el país del que proviene y se piense que viene a delinquir, y que sin embargo sea una persona con estudios universitarios en busca de trabajo. “Cosas tan simples como alquilar un piso están marcadas por estas situaciones, porque no es lo mismo decir que eres argentino que rumano”, ha concluido el trabajador social. Samuel Ortiz ha querido denunciar, como concejal, las trabas burocráticas que existen en España. Este nuevo servicio, ha añadido, va a ayudar a superar esas barreras que se encuentran quienes vienen de fuera. “Los migrantes también son ciudadanos de Santa Pola y  deben sentirse como uno más. Esta es la finalidad de este servicio público”, ha aclarado el edil. Visión jurídica Gema Molla es abogada de Servicios Sociales de Santa Pola. Ha expuesto que la mayoría de problemas que tiene este colectivo son de tipo administrativo, en el ámbito jurídico, a efectos de regular su situación administrativa: un permiso de residencia y/o trabajo que les permita ser sujetos que disfruten de sus derechos como residentes en el municipio. “El principal problema que subyace a la hora de renovar estos permisos es el de los recursos económicos”, ha informado la abogada. Molla ha matizado que por el simple hecho de nacer en España no se obtiene la nacionalidad española. Este también es un trabajo que lleva a cabo su departamento, pues en ocasiones se orienta a los migrantes con menores a la hora de la inscripción en el Registro Civil o en el consulado, sobre los convenios bilaterales entre países, las normativas, etc. Sin embargo, los niños hasta los 16 años deben estar escolarizados de acuerdo con la ley educativa española, independientemente de cualquier trámite administrativo. Según determina la ley educativa cualquier niño debe estar escolarizado El concejal de Igualdad, Samuel Ortiz, ha querido resaltar que hay personas en situación irregular, pero nunca de ilegales. Con este nuevo servicio se quiere poner facilidades a todas las personas que viven en Santa Pola y para ello se han puesto varios teléfonos a disposición de los migrantes, con la finalidad de que puedan utilizar esta asistencia administrativa, social y jurídica: 966696208 (Oficina AMICS), 966694200 (Centro Cívico) y 966696050 (Gran Alacant). Post Views: 667

Se ha firmado un convenio con Elche Acoge que permitirá dotar de asesoramiento administrativo y jurídico a cerca de 5000 personas

- Escrito el 03 abril, 2017, 1:00 pm
8 mins
La Concejalía de Igualdad ha presentado la consolidación de un servicio de atención a las personas migrantes en Santa Pola

El concejal del área, Samuel Ortiz, ha explicado que se ofrecerá a este colectivo diferentes tipos de asesoramiento: social, jurídico, administrativo, de atención ciudadana, etc. Según el edil, ha sido posible gracias a una colaboración con la Fundación Elche Acoge que trabaja con inmigrantes.

Ortiz ha matizado que se completa el servicio que ofrecía el ayuntamiento de Santa Pola y que, desde su punto de vista, presentaba carencias. “Me enorgullezco de las gestiones que hemos realizado desde la concejalía y desde el consistorio para llegar a esta fase en la que todo ha culminado de manera muy satisfactoria”, ha dicho el concejal. La idea es ofrecer una atención integral, diversa y completa en el Centre Social Comunitari (C/ Espoz y Mina, 55) y en las dependencias municipales de Gran Alacant.

El trabajador social de Elche Acoge, Dimas Vega, ha comentado que hay dos bloques en ese convenio. Por un lado, la atención social, que es un servicio de citas personalizadas, y ha aclarado: “Cualquier problema surgido por ser una persona migrante: que no pueda acceder a la tarjeta sanitaria, hacer un informe de arraigo o preguntar por el programa de retorno voluntario”. Por otro, la dinamización comunitaria que pasa por la creación de un mapa de la diversidad con el que poder saber cómo es la población en Santa Pola, cuáles son sus necesidades o en qué zonas se concentran las diferentes nacionalidades. De esto ha dicho Vega: “Tenemos ya la parte cuantitativa pero la cualitativa nos lleva un poco más de trabajo porque tenemos que entrevistar a la gente, etc.” Samuel Ortiz apuntaba que será a lo largo del año cuando se vaya completando ese diagnóstico.

Población migrante

Según el último informe, realizado por el Negociado de Estadística del Ayuntamiento, actualmente viven en Santa Pola unos 26776 españoles de un total de 33988 habitantes censados en el municipio. La diferencia la comprenden personas de unas 90 nacionalidades. En los primeros lugares se encuentran personas del Reino Unido, Noruega, Colombia y China. El concejal y el trabajador social han querido remarcar que son datos no oficiales que aún tienen que ser corroborados por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

90 nacionalidades distintas de la española corresponden a más del 20% de la población de Santa Pola

La población inmigrante supone más del 20% del total de los individuos que viven en el municipio. Por ello se están preparando diversos actos y eventos destinados ayudar en la integración del colectivo. Dimas Vega ha adelantado que en mayo se quiere hacer una exposición fotográfica y en julio la feria de la igualdad, con la idea de transmitir las diferentes nacionalidades de Santa Pola. También, el 18 de diciembre, se celebrará la feria del inmigrante coincidiendo con el Día Internacional del Migrante, donde se harán varias actividades.

Dificultades en la adaptación y estereotipos

El principal problema al que se enfrenta una persona migrante es la barrera idiomática. Cuenta Dimas Vega que ello complica labores cotidianas como acceder a un puesto de trabajo o hablar con un médico. Además, otro aspecto que marca diferencias es el nivel y los recursos económicos: “No es lo mismo una persona que vive en Gran Alacant, con mucho dinero, con trabajo, que alguien que tiene trabajos precarios”, ha dicho Vega. Ha añadido otro factor importante en la adaptación, la proveniencia del migrante, de la que ha puesto el caso de una persona que proviene de un lugar en el que no ha tenido acceso a la educación y de otra que viene una capital.

El idioma y las capacidades económicas, sumado a los estereotipos, son los principales problemas de adaptación

Tampoco se pueden obviar los estereotipos. Dimas Vega ha hablado de un migrante rumano, que puede tener un estereotipo predeterminado por el país del que proviene y se piense que viene a delinquir, y que sin embargo sea una persona con estudios universitarios en busca de trabajo. “Cosas tan simples como alquilar un piso están marcadas por estas situaciones, porque no es lo mismo decir que eres argentino que rumano”, ha concluido el trabajador social.

Samuel Ortiz ha querido denunciar, como concejal, las trabas burocráticas que existen en España. Este nuevo servicio, ha añadido, va a ayudar a superar esas barreras que se encuentran quienes vienen de fuera. “Los migrantes también son ciudadanos de Santa Pola y  deben sentirse como uno más. Esta es la finalidad de este servicio público”, ha aclarado el edil.

Visión jurídica

Gema Molla es abogada de Servicios Sociales de Santa Pola. Ha expuesto que la mayoría de problemas que tiene este colectivo son de tipo administrativo, en el ámbito jurídico, a efectos de regular su situación administrativa: un permiso de residencia y/o trabajo que les permita ser sujetos que disfruten de sus derechos como residentes en el municipio. “El principal problema que subyace a la hora de renovar estos permisos es el de los recursos económicos”, ha informado la abogada.

Molla ha matizado que por el simple hecho de nacer en España no se obtiene la nacionalidad española. Este también es un trabajo que lleva a cabo su departamento, pues en ocasiones se orienta a los migrantes con menores a la hora de la inscripción en el Registro Civil o en el consulado, sobre los convenios bilaterales entre países, las normativas, etc. Sin embargo, los niños hasta los 16 años deben estar escolarizados de acuerdo con la ley educativa española, independientemente de cualquier trámite administrativo.

Según determina la ley educativa cualquier niño debe estar escolarizado

El concejal de Igualdad, Samuel Ortiz, ha querido resaltar que hay personas en situación irregular, pero nunca de ilegales. Con este nuevo servicio se quiere poner facilidades a todas las personas que viven en Santa Pola y para ello se han puesto varios teléfonos a disposición de los migrantes, con la finalidad de que puedan utilizar esta asistencia administrativa, social y jurídica: 966696208 (Oficina AMICS), 966694200 (Centro Cívico) y 966696050 (Gran Alacant).